Biología y Geología

biologia_y_geologia1. Presentación

La preparación de esta especialidad se lleva a cabo por un preparador con amplia experiencia en la formación integral de opositores a la misma, con temario original ya elaborado y permanentemente actualizado, en sincronía con los acontecimientos que se van sucediendo, tanto en el campo de la normativa como en el de la ciencia y la didáctica. La programación  y unidades didácticas son completas, personalizadas y provistas de material complementario de diferente naturaleza.

Entrenamiento constante escrito y oral  de las dos pruebas con sus respectivas partes de la oposición (temario, casos prácticos, defensa de la programación y exposición de la unidad didáctica), apoyado con los recursos que nos ofrecen las nuevas tecnologías (TIC), existentes en nuestras aulas y siempre a disposición de nuestros alumnos.

Junto a este material y documentación de preparación, se mantendrá una comunicación continua y conveniente alumno-profesor a través de Internet.

2. Estructura de la oposición 

Real Decreto 276/2007, de 23 de Febrero, por el que se aprueba el Reglamento de ingreso, accesos y adquisición de nuevas especialidades en los cuerpos docentes a que se refiere la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de Mayo, de Educación, y se regula dicho ingreso. 

1. FASE DE OPOSICIÓN

En la fase de oposición se tendrá en cuenta la posesión de los conocimientos específicos de la especialidad a la que se opta, la aptitud pedagógica y el dominio de las técnicas necesarias para el ejercicio de la docencia. La fase de oposición constará de dos pruebas que tendrán carácter eliminatorio.

PARTE A:  La primera prueba tendrá por objeto la demostración de los conocimientos específicos de la especialidad a la que se opta, y constará de dos partes:

Parte A1:         

La parte práctica de la primera prueba constará en la resolución de un supuesto sobre distintas situaciones escolares de entre dos propuestos por el tribunal, pudiendo elegir el nivel del alumnado. Consistirá en plantear una intervención razonada y fundamentada dentro del marco teórico y en relación con el currículo vigente de la especialidad de la Comunidad Autónoma de Andalucía, así como una propuesta didáctica y organizativa, que permita al tribunal comprobar su formación científica y el dominio de las estrategias docentes.

Parte A2:         

La segunda prueba tendrá por objeto la comprobación de la aptitud pedagógica y el dominio de las técnicas necesarias para el ejercicio de la docencia, y constará de dos partes: presentación y defensa de una programación didáctica y preparación y exposición oral de una unidad didáctica.

PARTE B: La segunda prueba tendrá por objeto la comprobación de la aptitud pedagógica y el dominio de las técnicas necesarias para el ejercicio de la docencia, y constará de dos partes: presentación y defensa de una programación didáctica y preparación y exposición oral de una unidad didáctica:

PARTE B1:        

La programación didáctica deberá entregarse al tribunal el día del acto de presentación y su defensa se llevará a cabo ante este cuando se convoque a tal efecto al personal aspirante, mediante citación en su sede de actuación.

La defensa de dicha programación tendrá una duración máxima de treinta minutos. Dicha programación didáctica, que se entregue al tribunal, deberá haber sido elaborada personal e individualmente por cada aspirante, y hará referencia al currículo vigente en la Comunidad Autónoma de Andalucía, relacionado con la especialidad por la que se participa, en la que deberán especificarse objetivos, contenidos, criterios de evaluación y metodología, así como la atención al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo, y bibliografía. Esta programación se corresponderá con un curso escolar de uno de los niveles o etapas educativas.

PARTE B2:        

El personal aspirante elegirá una unidad didáctica de entre tres extraídas por sorteo de su propia programación o del temario oficial de la especialidad, para la preparación y exposición oral ante el tribunal.

El citado personal dispondrá de una hora para su preparación.

En su elaboración deberán concretarse los objetivos, contenidos, actividades de enseñanza y aprendizaje que se van a plantear en el aula, los procedimientos de evaluación y la atención al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo.

2. FASE DE CONCURSO

En la fase de concurso se valorarán, en la forma, que establezcan las convocatorias, la formación académica y, de forma preferente, la experiencia docente previa en los centros públicos de la misma etapa educativa. Solo se tendrán en cuenta los méritos perfeccionados hasta el día que finalice del plazo de presentación de solicitudes, siempre que fueran alegados y acreditados documentalmente en el momento de su presentación, no tomándose en consideración los presentados con posterioridad a la finalización de dicho plazo.

Las puntuaciones máximas que pueden obtenerse en cada uno de los bloques  serán las siguientes:

  • Experiencia docente: máximo cinco puntos.
  • Formación académica: máximo cinco puntos.
  • Otros méritos: máximo dos puntos.

La fase de concurso supone un tercio del proceso selectivo y sólo se realizará cuando se haya aprobado la fase de oposición. En ella se valora:

  • La formación académica (expediente académico,  otras titulaciones, doctorado,…). La forma en que se valorará la misma viene recogida en el anexo I del Real Decreto 276/2007.
  • La experiencia docente, tanto en la enseñanza pública como en la privada.
  • Otros méritos, tales como publicaciones, cursos impartidos, cursos realizados (siempre que estén homologados),… tal y como quede recogido en la correspondiente convocatoria.

Una vez valoradas ambas fases, se considerará que han superado el concurso-oposición aquellos candidatos que, una vez ordenados según la puntuación obtenida, tengan un  número de orden igual o inferior al número de plazas convocadas. Entonces serán nombrados Funcionarios en prácticas. La fase de prácticas durará no menos de un trimestre y no más de un curso académico. Finalizada ésta, se procederá a la evaluación de la misma, como “apto” o “no apto”.